SI LOS TRASPLANTES DE CABELLO EVIDENTES NUNCA ESTUVIERON DE MODA, ¿POR QUÉ VOLVIERON A COBRAR POPULARIDAD?

SI LOS TRASPLANTES DE CABELLO EVIDENTES NUNCA ESTUVIERON DE MODA, ¿POR QUÉ VOLVIERON A COBRAR POPULARIDAD?

 

Anteriormente, en la década de los 80, resultaba fácil determinar quién se había realizado un trasplante de cabello. Si bien puede resultar sorprendente, los trasplantes capilares con aspecto de crecimiento del pelo en mechones o de «pelo de muñeca» y que dejaban surcos de cuero cabelludo expuestos alguna vez se consideraron innovadores. Pero eso era aceptable antes de la evolución del trasplante de cabello. Durante los últimos 20 años, las técnicas de recuperación capilar han evolucionado enormemente. Estas técnicas se han perfeccionado tanto y sus resultados lograron un aspecto tan natural que muchas personas no pueden advertir si alguien alguna vez se realizó untrasplante de cabello.

En efecto, la ISHRS tenía tanta certeza sobre la dificultad para detectar los trasplantes de cabello modernos que organizó un "Desafío de trasplante de cabello" en línea en 2010, en el que se solicitaba a los consumidores que identificaran a la persona que se había realizado un trasplante de cabello en una serie de cuatro fotografías de hombres y mujeres. En cada grupo, una de las personas era el paciente real que se había realizado el trasplante de cabello; las demás personas eran señuelos. ¿Cuál fue el resultado? Más del 65 % de los encuestados no pudieron identificar correctamente al paciente masculino que se había realizado el trasplante de cabello, y más del 85 % de los encuestados no pudieron identificar correctamente a la paciente femenina que se había sometido al trasplante. Ante la ausencia de "delatores" de implantes, como "mechones" y líneas capilares de aspecto poco natural, la tarea de detectar un trasplante de cabello resultó imposible para muchos.

Sin embargo, una extraña tendencia ha comenzado a cobrar popularidad en materia de trasplantes de cabello. A pesar de los continuos avances que se han logrado con los años sobre esta cirugía altamente especializada, han comenzado a aparecer pruebas de trasplantes de cabello deficientes a nivel mundial. Los resultados en los pacientes son poco satisfactorios: se observan cicatrices y marcas similares a picaduras en la zona posterior de la cabeza, es decir, la zona donante, y líneas capilares de aspecto muy poco natural según los elevados estándares actuales.

Entonces, ¿quién es el responsable del reciente surgimiento de los trasplantes de cabello deficientes? En resumen, la codicia, ya que médicos principiantes ingresan a este campo para ganar dinero rápidamente y "asistentes" sin licencia realizan cirugías como si fueran verdaderos cirujanos. Ambos casos se convierten en la receta del desastre.

Un problema mundial
Con el crecimiento del turismo médico, las clínicas falsas de recuperación capilar han prosperado en muchos países como una forma de atraer a pacientes con la falsa promesa de que un médico calificado realiza la cirugía por un precio mínimo. Para aquellos que no realizan una investigación exhaustiva sobre la clínica y el médico antes de la cirugía, ni consultan las leyes y reglamentos de un país sobre quién puede realizar la cirugía de recuperación capilar, el resultado puede ser desastroso.

Por ejemplo, en el mercado negro de Turquía existen decenas de clínicas de trasplante de cabello. Allí, es posible que pacientes desprevenidos se realicen una cirugía sin resultados satisfactorios o que padezcan un serio riesgo de complicaciones si las cirugías están a cargo de técnicos que las realizan de forma ilegal. No obstante, este problema puede suceder a nivel local o internacional. Ningún lugar del mundo está exento de charlatanes que afirman ser expertos que ofrecen falsas promesas de lograr más cabello; todo ello, para obtener una ganancia financiera inmoral.

Por lo tanto, ¿cómo puede advertir si una clínica de trasplante de cabello es legítima y está a cargo de un médico calificado? Es posible que la respuesta a esta pregunta no sea sencilla, pero para llegar al fondo de esta cuestión es necesario realizar una buena investigación y un trabajo de detective a la manera tradicional.

La importancia de las calificaciones
Al igual que en cualquier cirugía, existen riesgos inherentes cuando una persona se somete a un trasplante de cabello. No obstante, estos riesgos rara vez ponen en peligro a los pacientes cuando los profesionales que realizan la cirugía son idóneos. Es por eso que los únicos profesionales médicos que deben encargarse de ciertos aspectos de la cirugía de recuperación capilar son los médicos con una capacitación adecuada y con la licencia habilitante correspondiente, o bien, auxiliares médicos (p. ej., enfermeros practicantes, asistentes del médico) con una capacitación adecuada y la licencia habilitante correspondiente, cuya práctica esté dentro del alcance de su licencia.  Entre estos aspectos se incluyen la evaluación y consulta de diagnóstico prequirúrgico, la planificación y posterior realización de la cirugía (incluidos la recolección del cabello de la zona donante, el diseño de la línea capilar y la creación de la zona receptora), además del manejo de otros problemas médicos del paciente y posibles reacciones adversas.

A diferencia de los médicos que tienen años de capacitación y educación, además de la experiencia necesaria para monitorear el bienestar de los pacientes que se someten a una cirugía de recuperación capilar durante todo el proceso, los técnicos sin licencia carecen de estas características. De hecho, los técnicos sin licencia que se encargan de estas etapas de la cirugía de recuperación capilar altamente específicas ponen a los pacientes en riesgo de (1) recibir un diagnóstico equivocado, (2) no recibir un diagnóstico de trastornos capilares o enfermedades sistémicas relacionadas, y (3) someterse a una cirugía innecesaria o mal aconsejada.  La ISHRS considera firmemente que estos posibles riesgos ponen en peligro la seguridad del paciente y los resultados del tratamiento.

En la actualidad, la cirugía de recuperación capilar está altamente perfeccionada y sus continuos avances han posibilitado que esta cirugía especializada sea prácticamente indetectable. Los "mechones" visibles y las líneas capilares de aspecto poco natural, así como las cicatrices evidentes no son una característica de los trasplantes de cabello que se realizan en la actualidad. Por el contrario, son una clara señal de que posiblemente un médico o técnico no calificado realizó el procedimiento.

Para evitar ser una víctima de un trasplante de cabello fraudulento, sea inteligente e investigue al médico que consulta y la clínica en donde se realizaría la cirugía. Si algo le parece raro, no recibe respuestas a sus dudas o no le brindan la información que solicita, probablemente estas sean señales de que el médico o la clínica de recuperación capilar no sea adecuado para usted. En cuanto a la recuperación capilar, no se conforme con algo que no sea lo mejor.

Show on Home Slider: 
Yes

Share this article:

Twitter icon
Facebook icon
LinkedIn icon